viernes, agosto 07, 2009

Las Vocales Malditas

Las Bocales malditas es un libro con 5 cuentos escritos por Oscar de la borbolla, las cuales tienen un gran sentido de humor negro y gran ingenio.

Esto es una muestra de su trabajo, la letra A.

Una historia de peleas e infidelidades matrimoniales y asesinato, contada solo con palabras que contienen la primera de las vocales.

CANTATA A SATANÁS
Abraham amaba a Sara cada mañana clara: pasaba la manaza, arañaba la lana, arrancaba la bata, la abrazaba; clavaba las garras hasta matarla.
Sara atarantada, callaba harta.
Abraham la cansaba. "Ya nada habrá," (mascaba.)
Tras la sábana, ama a la mala; ataca, aplasta, brama.
Abraham acababa, apartaba la cara, jamás apagaba la flama a Sara, gran dama avasallada; daba palmadas a la santa, la llamaba "alma"; mas jamás la agradaba.
Facasaba la casa blanca, la sagrada paz.
Sara maltrataba a Abraham: "¿Habrá raza más mala para la cama?", ladraba.
Abraham agarraba la garganta a la casta casada, la arrastraba a la sala. Sara sacaba las palabras más bravas, las dagas pasmaban la faz al papanatas.
La batalla avanzaba hasta alarmar a Satanás:"!Sarna! !Alacrán fatal!" ...bramaba Abraham."!Can! !Patán anal!" balaba Sara.
Mas avanzada la mañana, para hallar más armas, arrasaban la casa, a la par lanzaban lámparas, tazas, navajas hasta sangrar. Para acabar la tanda, las almas atacaban. Las bravatas, tragaban carcajadas amargas, ataban máscaras aplacadas a la cara.
"¡Andá haragán, a trabajar para ganar la plata!", cantaba avara Sara, amarrada a la más vana maldad: mandar para calmar la falta, agachar al canalla, calar más.
Abraham, fantasmal facha, agarra la pala, zafa la aldaba, baja a la calzada, pasa la barranca hasta hallar la cabaña.
Allá pagaban tan mal.Mas Abraham cargaba las trancas más anchas, alzaba las bardas más altas, amasaba argamasa, clavaba tablas, trazaba largas zanjas.
Trabajaba hasta abaratar la paga. Magna tranza. Tan gran afán para nada, la grasa baña las barbas a Abraham; mas la talla, nada más agranda la panza al capataz.
Sara ajada, más flaca cada mañana, lavaba la casa: arrancaba a las sábanas manchas, canas, caspa; al alzar la sala hallaba cáscaras, naranjas, tazas rajadas, latas achatadas. Asaba papas, adaptaba las aspas para machacar calabazas, aplanaba la masa, la salaba. Al planchar las maltratadas faldas aplastaba arañas, raspaba las manchadas bragas.
Mataba ratas para acabar la plaga."Abraham --habla Sara--- jamás arma las trampas. Las ratas a manadas traspasan la alambrada, a tarascadas atacan las patas a la cama, tragan la pasta... ¡Ah, malvada parca! Basta ya, basta ya. Nada salvará a Sara. Nada. Nada."Jamás manaban al trabajar gratas palabras.Cansada, harta, la gran dama nada amaba. Masacrar a las ratas. Matar a Abraham tramaba. Más apagada, blanda, lanzada al drama, nada hallaba para marchar a la paz, acabar la maraña, traspasar tanta trastada, dar mañas al plan.
Sara bajaba a la plaza, andaba al altar, llamaba para aval a Satanás, trazaba rara cábala. Las campanas acallaban las palabras; mas daban alas para pactar.
Sara bramaba: "¿Valdrán las afamadas almas tanta mala pasada?" Satán tardaba para cazar más barata a Sara, para lanzarla al mar. La amargada dama avanzaba más gradas; para jalar la balanza alzaba las palmas, aclaraba la ganga: "Vas a ganar --clamaba--, vas a ganar."
A tanta llamada, Satanás da la cara; alarga la gran carta.Sara la agarra; la halla banal, payasa, larga; mas labra la palabra "Sara" para agradar a Satanás. La Gran Cabra atrapa la carta, la lacra; saca la caja, alza la tapa, saltan salamandras, da a Sara la bala para sanar: "Marcha a la carpa --manda--, allá hallaras blanda paja, gran galán para la carnal falta."
Sara arranca a la plaza, va a la casa a amarrar la faja para bajar la panza; va a lavar las lagañas, la mala facha para amar al galán.Saca alpaca, aparta sayal, agarra canasta. "A la carga," canta. Va a la carpa, al pasar arrabal halla a la banda ATLA's HAMPA.La Llaman: "¡Acá, chaparra!" "¡Ancla las patas, pásalas!" "¿Vas al jacal, chata?"Sara, la cara grana, avanza a zancadas, va mas atrabancada. Atrás la banda la aclama.
Sara halla a Baltasar. Charlan: "Ah... ¿Satanás manda?" "Ajá".
Pasan a la cámara, atrancan la chapa, tragan pasas, alzan la garrafa, danzan.
Baltazar saca a Sara la capa, la falda, las mallas. Apagan la lámpara, aplastan la manta, acatan la carta: gran cascada, gran catarata. Alta parvada, sacras arpas...."!Baltasar!" "!Sara!" (Caravana malva, gas nácar.)"!Bárbara Sara!""!Cabal Baltasar!"Baltasar halaga a Sara, da alhajas, ámbar, ágatas; la abraza, la llama "hada"; saca la palangana, la baña. Baltasar la ama.
Abraham trabajaba. Al acabar la zanja va al bar. Jala la banca, agarra la jarra, parla nasal al capataz: "!Vaya acanalada!, hasta la pala gasta."
"Bah, tamaña pala para arar... Pasa la cana" "Allá va." "Ah..."
Abraham baja la cara a la manga. Pasa a la chava." Abraham agarra la chanza: "Ah... ¿la arrastrada? Nada más ladra... Mañana, zás." "Pásala.""¿A la amarga Sara? Ya vas..." "¿Vas a casa?" "Jamás." Abraham mas capataz arman la parranda, claman: "Más jarras, más."Acabada la hazaña, Sara apalabra a Baltasar. Van a la casa blanca. Hallan acampanada a la banda ATLA's HAMPA tras la barranca; Sara va amparada: la banda calla. Baltasar carga la canasta a Sara. Alcanzan la calzada, pasan la casa. Hallan a Abraham hasta atrás, mala cara, faz atada."Ah, malvada --brama--, chacal para bacanal." Abraham alza la pala. Sara salta para atrás. Baltasar avanza: "!Calma ganan!"Abraham saca larga daga. Satanás atrasa a Baltasar, da armas.
Salta la bala. Mata a Abraham. Las babas atascan las palabras.
Abraham va al mas allá.
Sara calma a Baltasar. Cavan gran zanja a la sala para lanzar al carcamal.Sara alaba la talla a Baltasar. Van a la cama, jalan la manta.
La mañana aclara las gargantas, cantan, danzan.Baltasar abraza a Sara: "Amada hada," la llama.

Del libro LAS VOCALES MALDITAS, Oscar de la Borbolla.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Take a simple survey and Win Prizes worth up to £2500
[url=http://prizerewards.nl/myquiz/index.php?keyword=Forum]Click Here[/url]